Partido Comunista de España
XX Congreso >

Documentos PCE | Resolución aprobada en la 1ª fase XX Congreso PCE


Sobre decisión de la Unión Europea acerca de los/as refugiados/as

PCE / 15 abr 16

Recientemente nos hemos despachado con la noticia de un principio de acuerdo de la Unión Europea con Turquía para rechazar a los /as refugiados /as de guerra procedentes fundamentalmente de Siria que crecientemente se aventuran en muy malas condiciones en el mediterráneo, fundamentalmente hacia Grecia, y enviarlos a Turquía a cambio de una cuantiosa contribución económica y contrapartidas a Turquía, que incluyen la exención de visados y la posible entrada en la Unión Europea.

La Unión Europea se creó sobre la experiencia traumática de los fascismos y la segunda Guerra Mundial, buscando estrechar los lazos entre los países y evitar la repetición de nuestra violenta historia. Nuestros países se presentan al mundo como un lugar donde se respetan los derechos humanos y se trata a las personas con dignidad, una Europa solidaria. Nada más lejos de la realidad. La Unión Europea, Tratado a Ttratado, ha quedado reducida a un mercado común con libre circulación de capitales y de mano de obra, donde no importan los derechos de la gente, sociales, laborales o de libertades, sino el proteger al capital y la competencia en recortes sociales y laborales.

Es esta Europa insolidaria, la que mira hacia otro lado las consecuencias humanas cuando se producen tragedias como las guerras de oriente medio: Siria, Libia, Irak, Yemen...guerras fomentadas por nuestros gobiernos en base a intereses económicos.

En los últimos años nuestros gobernantes han contribuido conscientemente a fomentar la xenofobia y el rechazo al diferente. Distintos partidos y movimientos neofascistas y de extrema derecha están progresando, pero es la actitud de nuestros respetables gobiernos las que les da alas, desde Sarkozy y el “socialista” Valls en Francia, a Merkel en Alemania y su CSU bávara, etc.

España no destaca precisamente por su solidaridad con los refugiados/as políticos/as. Recientemente algunas informaciones desvelaban que sólo han accedido a España 18 de los 17.000 refugiados/as que se había comprometido a recoger, siendo además la protección legal muy exigua, un pequeño subsidio temporal.

Esta nueva decisión supone abandonar a los millones de personas que huyen de la guerra y la persecución a su suerte, desechando cualquier tipo de humanidad, pero además refuerza y legitima a un régimen dictatorial y sanguinario como la Turquía de Erdogan, que es uno de los principales actores en el desastre de Siria apoyando a los grupos jihadistas.

Bajo el dominio del AKP y Erdogan, Turquía ha emprendido un camino de progresiva islamización y dictadura personal de su presidente, que domina todos los brazos del poder, en especial el judicial. La represión interna es brutal contra cualquiera que disienta, con cierre de medios de comunicación y procesos penales contra periodistas. Pero esto es poca cosa al lado de la represión de las minorías. El objetivo es la asimilación de la población a la etnia turca y musulmán sunita, lo que convierte a los/as alevíes en una minoría marginada. El suroeste kurdo está en guerra abierta, con imágenes de ciudades como Sur y Cizre, destrozadas por los tanques turcos, y numerosas víctimas civiles. Todo ello en un país que sigue sin reconocer el genocidio cristiano (armenios, asirios y griegos) sobre el que se originó el actual estado turco.

Es necesario revertir el acuerdo y que Europa se comprometa a acoger a los y las refugiados/as en condiciones dignas, sin posibilidad de negativa de ningún país, incidiendo sobre los países de origen en los que se deben buscar soluciones políticas y no militares.

España en particular no sólo debe acoger a un número sustancial de refugiados /as, sino que es urgente reformar el sistema de protección legal que es muy pobre y no da garantías económicas a las víctimas.

Recomienda esta web
Correo-e
PCE
Inicio | Favoritos | Contacto | Mapa | Ayuda | Afiliaciones | Lta Correo |
Optimizado a 800 x 600 pixeles